¿Qué es un proindiviso?

¿Qué son los proindivisos?

¿Qué es un proindiviso?

¿Qué son los proindivisos? ¡Bendita propiedad, maldito problema!

Un proindiviso es una propiedad que pertenece conjutamente a dos o más personas. En el caso de un inmueble, esta propiedad es generalmente indivisible, siendo la única solución la venta del mismo para repartir su precio.

En qué se traduce el ser propietario de un proindiviso: es un derecho de propiedad que se ostenta sobre un bien, pero sólo parcialmente, ya que existe una cotitularidad con otras personas. La cuota que corresponde a cada una de ellas no se concreta en una parte específica del inmueble, sino en una cuota abstracta.

¿De qué manera se produce un proindiviso?

Las más habituales son los divorcios y las herencias.

¿Cómo se extingue un proindiviso?

Mediante la venta de la totalidad del inmueble a un único comprador o mediante procedimiento judicial.

¿Qué es un proindiviso?

Pero lo más importate que debes saber, es que ningún propietario puede ser obligado a permanecer en esa situación, pudiendo vender su parte libremente, si le interesa.

Si ser propietario de un inmueble se considera, generalmente, un bendición, compartir una propiedad puede resultar todo lo contrario: una fuente eterna de discusiones y problemas financieros y personales. Hay copropietarios que no quieren vender, que no quieren alquilar, que pretenden disfrutar de la casa en exclusiva, que no quieren hacerse cargo de los gastos, que se quedan las llaves del inmueble en exclusiva, que simplemente buscan hacer la vida imposible a los demás…

¿Qué ocurre cuando no hay un acuerdo firme para la venta del proindiviso?

La única salida posible, si se quiere terminar con el problema, es iniciar una demanda de división de la cosa común, en la que se terminará vendiendo la propiedad en subasta, con los gastos y perjuicios (personales y financieros) que ello supone, porque:

  • La justicia es muy lenta y el proceso puede durar entre dos y cinco años
  • El coste del mismo perjudica todavía más al afectado que lo único que busca es salir del problema creado
  • Los riesgos de salir mal parado de una subasta de este tipo, sin el asesoramiento jurídico correcto y el respaldo económico necesario, son grandes ya que puede quedar desierta o haber pujas ridículas

¿Qué hacer con un proindiviso?

¿Cómo puedo vender un proindiviso?

Recuerda por qué estás leyendo esto -porque tienes un problema y quieres deshacerte de él- y qué estás vendiendo -vendes el problema para quitártelo de encima y ganar dinero-.

¿Por cuánto dinero puedo vender un proindiviso?

La mejor respuesta para esta pregunta es: ¿por cuánto comprarías tú ese proindiviso? Seguramente tu contestación será que no lo comprarías o darías muy poco, mucho menos de lo que estás pensando en pedir a la empresa que te lo quiera comprar. Valora correctamente lo que vendes, porque de otra manera no obtendrás tu objetivo: dinero…y tranquilidad.

¿Qué adquiere quién compra un proindiviso?

Básicamente muchas obligaciones:

  • Impuestos
  • Pagos de comunidad e ibis
  • Costas de ejecución
  • Problemas con posibles ocupas
  • Reformas, reparaciones, seguros, mantenimiento
  • El problema de tener que subastar el inmueble, adjudicárselo, seguir pagando por el resto y hacer un último gasto para la venta

En ese momento puede recuperar lo invertido y conseguir rentabilidad.

¿Cómo conseguir el mejor precio por un proindiviso?

Cuanto mayor sea la cantidad de información que ofrezcas del inmueble, mejor se puede valorar el mismo y más se podrá pagar por él:

  • Ubicación: descripción del mismo, con linderos, para poder identificar la finca sin ningún género de dudas
  • Material Gráfico: fotografías, tasación (aunque sea antigua), planos
  • Porcentaje de la propiedad: cuanto menor sea, mayor la repercusión del gasto a realizar, y menor la oferta
  • Situación de la finca:
    • Estado de posesión, alquiler (contrato)
    • Cargas como hipotecas, embargos, y situación de las mismas
    • Situación de los copropietarios
    • Herederos fallecidos, desparecidos, en el extranjero (ralentiza enormemente una ejecución judicial)
    • Número de copropietarios (si es grande, dificulta las comunicaciones y la negociación)

¿Quieres más información? ¡Recibe ahora una oferta por tu proindiviso!  Convierte tu problema en dinero.

 

4 Comentarios
  • Avatar
    Carmen
    Publicado a las 10:13h, 22 agosto Responder

    Hola,
    En caso de que los copropietarios no lleguen a un acuerdo y se tenga que instar por un procedimiento de división de la cosa común, conocen cuál es plazo medio que se tarda en dictaminar sentencia?
    Saludos

    • Avatar
      Juan Carlos
      Publicado a las 13:41h, 24 octubre Responder

      Gracias por tu consulta. Es imposible determinar el plazo que duran estos procedimientos. Como cualquier asunto que entra en un juzgado. Sabes cuando empieza, pero no cuándo acaba. Por ponerte un ejemplo, tenemos sobre la mesa uno que, estando ya para subasta, lleva 9 meses parado en la mesa del juzgado, sin noticias de ningún tipo. Depende mucho de en qué juzgado caiga. Pero un promedio de año y medio, como mínimo. Ten en cuenta que estos procesos finalizan con la subasta de la totalidad del inmueble, que puedes comprar tú, otro comunero o un tercero. Mi recomendación es no llegar a ese extremo.

  • Avatar
    javier zamora
    Publicado a las 13:24h, 27 mayo Responder

    Hola , soy copropietario al 50 % de una parcela urbana indivisa, y el otro propietario quiere alquilar su parte para uso de un tercero. Lo puede hacer? Si vende su parte, tengo algún derecho de compra? Quien me informaría en caso de que esa venta de produzca? Gracias!!!

    • Avatar
      Óscar
      Publicado a las 17:44h, 27 mayo Responder

      Hola, si la parcela está sin uso, puede alquilar la totalidad de la parcela, aunque una parte te corresponda a ti. Eso sí, dándote la parte de los frutos que te corresponda. Si vende su parte, no tiene obligación de comunicarte nada, aunque habría que ver la naturaleza de esa propiedad (no hay obligación para casas, pisos, locales, suelos urbanos, garajes, pero en propiedades más específicas o de origen familiar histórico, hay algunos límites). Te enterarías al sacar una nota simple, o cuando el nuevo propietario te comente el asunto. Dependiendo de donde esté el inmueble, tienes derecho al retracto durante 9 días (en general) o 3 meses (por ejemplo, en Cataluña), pagando lo que puso el otro comprador.

Publica un comentario