Financiación para empresas

La financiación para empresas es una herramienta fundamental si quieres que tu empresa crezca. Con ella podrás hacer frente a la inversión en material, maquinaria, vehículos o un inmueble, entre otros.
Una de las principales dificultades para emprender o mantener una empresa a flote es la ausencia de recursos y apoyo financiero por parte de instituciones y entidades financieras.

Pasos para que consigas una financiación para tu empresa

  • Analizamos
    • El tipo de financiación que solicitas
    • La cantidad que necesitas
    • El perfil de operación que gusta a cada entidad
  • Recopilamos la documentación necesaria
  • Estudiamos:
    • situación de tu empresa
    • capacidad de pago
    • necesidades de financiación
  • Te mostramos los distintos productos y entidades a tu alcance
  • Y te explicamos las características de cada uno de ellos, para que los conozcas adecuadamente
  • Finalmente firmas la financiación y consigues el impulso financiero que necesitabas
personaje-particulares

Financiación para empresas. Un producto adaptado a tus necesidades

Las fuentes ajenas de préstamos para empresas, proceden de aportaciones de terceros distintos de los propietarios, por lo que es obligatoria su devolución.
Un préstamo para la empresa es un contrato por el que la entidad financiera entrega una cantidad de dinero para la financiación de una operación de inversión concreta, y ésta por su parte se compromete al pago de cuotas periódicas que comprenden amortización del capital recibido y pago de los intereses pactados.
Toda concesión de préstamo para la empresa requerirá un estudio previo por parte de la entidad financiera y, en su caso, la solicitud de garantías que cubran el riesgo de impago por parte del deudor.

Las garantías solicitadas por la entidad financiera para realizar un préstamo para la empresa se podrían clasificar:
– con garantía personal, también conocidos como préstamos al consumo. En ciertos casos se puede extender a una garantía pignoraticia, utilizando como garantía un capital depositado en la entidad que concede el préstamo. Se suele formalizar en un depósito.
* el importe no suele ser elevado
* el cliente responde del cumplimiento de sus obligaciones y debemos justificar sus ingresos y bienes
* es un tipo de préstamo que podemos tramitar con mayor celeridad
* se puede conseguir un plazo de carencia en el que no se devuelva el préstamo
* al tener mayor riesgo de impago, suelen ser más caros

préstamos hipotecarios para empresas o hipotecas, un préstamo con derecho real de garantía sobre un bien inmueble
Es un tipo de préstamo con dos elementos diferentes y complementarios:
* un contrato principal de préstamo
* una hipoteca, que es la garantía que se proporciona al que presta el dinero, de que le será reintegrado.
La gran ventaja de este tipo de préstamos para empresas es que la seguridad que le proporciona al acreedor una hipoteca, le permite prestar el dinero a un plazo mucho más largo y con unas condiciones mucho más ventajosas.

– Los créditos para empresas son un contrato por el cual la entidad financiera pone a disposición del cliente cierta cantidad de dinero que se deberá devolver con interés y sumándoles una comisión según los plazos que se hayan pactado. En los créditos para empresas, éstas pueden ir disponiendo del dinero facilitado por la entidad de crédito a medida que lo vaya necesitando, hasta una determinada cuantía y en cualquier momento durante el plazo de tiempo acordado.

Diferencias entre préstamos para empresas y créditos para las empresas:

– los préstamos para empresas se realizan por una cantidad determinada que se entregan a la empresa en el momento de ser formalizados. Los préstamos para empresas suelen ser, además, a medio-largo plazo, y conllevan garantías personales o reales.
– en los créditos para empresas se pone a disposición de la empresa una cantidad en una cuenta de crédito, de la que puede ir disponiendo, según vaya necesitando, durante un plazo determinado. Se suelen poner como garantía avalistas, pignoraciones o inmuebles.
Es importante remarcar que en los créditos para empresas, los intereses se devengarán exclusivamente por la parte de capital que se haya dispuesto. Su plazo es más corto, pero se pueden ir negociando sucesivas renovaciones con la entidad finaciera.

personajes-asesores

Algunos de los productos que trabajamos para ti:

  • ICO: Líneas de financiación cuyo objeto es impulsar y apoyar las inversiones de tu negocio (emprendedores, autónomos y PYMES).
  • Leasing: Arrendamiento financiero que te permite adquirir un bien mueble o inmueble mediante su alquiler, con la opción de comprarlo cuando termine un determinado período.
  • Renting: Alquiler, durante un plazo determinado, que no te permite la adquisición del bien, pero sí te ofrece el derecho de disfrute del mismo y de determinados servicios asociados.
  • Factoring: Aquel crédito que debe cobrar tu empresa se cede a favor de una entidad financiera, evitando acudir al descuento comercial. Te financias recibiendo el dinero por adelantado a cambio de una comisión que cobra la entidad bancaria.
  • Confirming: Cobra tus facturas de forma anticipada a la fecha de plazo pactado con tu cliente.
  • Crowdlending: Finánciate con el apoyo de inversores particulares que colaboran en tu proyecto a cambio de una contraprestación en forma de interés.

Nuestros servicios te garantizarán un trato profesionalizado

Obtén la financiación que solicitas para tu empresa

Coméntanos lo que desees

Rellena los datos y contactaremos:


Elige la solución que mejor se adapte a tu caso: